Doble Cero TV Mar del Plata

Argentina perdió ante España, en el último amistoso previo al Mundial

El seleccionado argentino jugó mal y cayó ampliamente ante su par de España por 86 a 53, en el último amistoso previo al inicio de su actuación en el Mundial, pautado para el sábado.

 

El conjunto albiceleste finalizó así (con cinco triunfos y cuatro derrotas) su preparación antes del arranque oficial de la competencia.

El equipo de Julio Lamas debutará en el grupo B de la Copa del Mundo este sábado a las 12.30 de la Argentina (17.30 local) frente a Puerto Rico, en la ciudad de Sevilla.

Los hermanos Pau (Chicago Bulls) y Marc Gasol (Memphis Grizzlies) se erigieron en los valores determinantes de la victoria de un conjunto español que asoma como uno de los candidatos a quedarse con el título.

Pau acumuló 13 tantos, capturó 11 rebotes y propició 5 tapones, mientras que Marc firmó una planilla con 14 unidades, 10 rebotes y 3 asistencias.

Otro de los internos, el nacionalizado Serge Ibaka (que estuvo a punto de protagonizar una gresca con el 'Chapu' Andrés Nocioni) acumuló 13 tantos y tomó 8 rebotes.

En el equipo argentino, que exhibió una cara preocupante, a menos de cinco días del estreno, apenas superó el límite de lo aprobado la labor del alero santafesino Walter Herrmann, con 11 puntos (4-6 en dobles, 3-4 en libres) y 7 rebotes.

En cambio estuvo muy lejos de su habitual nivel el astro y capitán Luis Scola, con solamente 2 puntos (1-10 en tiros de cancha).

España dominó desde el comienzo. Con una defensa intensa y con los hermanos Pau (Chicago Bulls) y Marc Gasol (Memphis Grizzlies) como estandartes, el equipo local se puso 7-0 arriba a los 3m.

Un triple de Pablo Prigioni cortó la sequía, pero enseguida contestó Juan Carlos 'La Bomba' Navarro por la misma vía y el equipo de Juan Orenga se distanció 12-3, con 5m. 30s. por jugar.

Mientras el elenco de Julio Lamas penaba por la falta de efectividad y por los rebotes que le tomaban en los dos tableros, a España le salían todas y un triple de Sergio Llull, a falta de 3 minutos, puso la distancia máxima de 20-5.

El atrevimiento de un desenfadado Campazzo y tres libres encestados por Nocioni permitieron un leve repunte (10-20), aunque el primer cuarto se cerró a puro festival del local: 25-10. Los hermanos Pau (5 tantos, 4 rebotes) y Marc (7, 5 y 2 bloqueos) se erigían en los sobresalientes en el contexto de un equipo que es agresivo e intimida.

En el segundo segmento, el ingreso del santafesino Walter Herrmann (8 puntos) maquilló ligeramente la paliza. Pero Argentina sufrió la mayor talla del rival y una más que aceptable eficacia en los lanzamientos (15-29 de cancha). Por el contrario, el equipo albiceleste concluyó con 9-37 en lanzamientos (2-13 en triples), con apenas un 23 por ciento de acierto.

Los 23 puntos de desventaja (48-25) con los que se cerró el primer tiempo resultaron, si se quiere, lógicos, a partir de los rendimientos de uno y otro equipo.

Una ráfaga de Safar (5 tantos) le permitió al equipo argentino descontar ligeramente (53-32), pero, de inmediato, el quinteto local apretó el acelerador y con un tiro a distancia de Llull sacó una máxima de 26 (63-37), cuando restaban dos minutos. El parcial se clausuró con idéntica diferencia: 67-41.

El último capítulo le permitió al técnico argentino darle minutos de rodaje a aquellos jugadores que hasta allí no habían ingresado (Bortolín-Mata) pero no disimuló la exhibición española que, por momentos, resultó abrumadora.  

Telam

Share